Las fibras de poliéster de la ropa llegan hasta el Ártico

A la presencia de microplásticos en el océano Ártico se suma que gran parte de ellos son fibras de poliéster, como las que se deprenden de la ropa al lavarla. Así lo revela una investigación canadiense que ha recogido muestras a lo largo de 20.000 kilómetros. Los científicos advierten de los daños en la fauna marina y proponen un consumo más sostenible, con lavados a bajas temperaturas para disminuir su huella.

Puedes leer el artículo completo en El Ágora.